Articles

Desde Twickenham: Los pormenores estratégicos del uso del pie en zona de ataque rival utilizados por Inglaterra Posted about 4 years ago

Desde Twickenham: Los pormenores estratégicos del uso del pie en zona de ataque rival utilizados por Inglaterra

Desde que Eddie Jones asumió como head coach a principios del 2016 el equipo de Inglaterra ha disfrutado de los beneficios de lo que es hoy en día probablemente el mejor ejemplo del “uso del pie”en el juego moderno a nivel mundial. El haberse alejado de esta clara Fortaleza que el equipo posee, posiblemente influyo en la derrota sufrida en la final de la última copa del mundo contra Sudáfrica.

Habitualmente el equipo ingles juega con 2 jugadores de gran experiencia en el centro de la cancha como son George Ford y Owen Farrell (pasando a jugar de 12). Ben Youngs ocupa la posición de medio scrum y el zurdo Elliot Daly cumple el rol de full back. Con este recurso humano en cancha Inglaterra puede darse el lujo de castigar al rival con el juego al pie desde cuatro aristas.

Parte del plan de ataque consiste en el uso constante del pie dentro de la zona de puntos rival, la cual se extiende desde la línea de try hasta las 22 del contrario.

¿Por que usar el pie y posiblemente dar posesión de la pelota al rival cuando se está tan cerca de la línea de try? Parece ser contraproducente, pero cuando se mira con un poco más de profundidad el tema aparece una paradoja: mientras más cerca de la línea de try contraria se esté, se es más fácil usar el pie.

Mientras el terreno de juego se va condensando y el equipo defensor tiene menos espacio que cuidar en su fondo de cancha, más jugadores pueden dejar esa zona y subir a defender en la línea. Esto sin duda crea oportunidades para el equipo que ataca si es que este está preparado para identificarlas.

Inglaterra introdujo algunos ajustes importantes en su juego con el pie en la zona de puntos rival durante el partido contra Irlanda por el reciente torneo de las Seis Naciones, los cuales provienen de algunas similitudes con el Rugby League. Mediante estos nuevos trucos lograron mantener una constante presión en el formación irlandesa, lo cual derivo en que dos tries fueron creados desde una patada.

La primera instancia se produjo en el tercer minuto de juego.

View it here

La estrategia comienza primero con George Ford quien endereza su Carrera y sus hombros corriendo directamente hacia la defensa. Este gesto hace que los defensores crean que va a jugar a la mano – no solo los defensores que están en la línea de defensa, sino que también el número 9 Conor Murray quien viene cubriendo el fondo de cancha.

El tiempo que le toma a Ford para avanzar cinco pasos es suficiente para convencer a Murray de trasladarse desde su posición en el fondo hacia más allá de la línea de 15 metros para cubrir el espacio:

Cuando Elliott Daly recibe la pelota a través de un pase de Ford no tiene ninguna intención de pasarla. Queda claro que Inglaterra quiere que Murray se posicione lo más cercano a la línea de touch posible para poder patear al espacio interior de él. El rastron ejecutado por el zurdo Daly viaja siguiendo la línea de 15 metros y paralelo al touch. El equipo ingles resulta muy bien posicionado para ejercer presión luego de que Murray debe resolver de manera apresurada y sin muchas opciones pateando la pelota al touch muy cercano a su in goal.

El juego con el pie fue algo a destacar durante el primer tiempo, y ejemplifica el como algunos equipos ocupan esta estrategia para buscar espacio detrás de los wings en la zona de ataque cerca del in goal contrario

Inglaterra logra anotar en la siguiente oportunidad que se acerca a las 22 de Irlanda. Acá se muestra la secuencia desde arriba:

View it here

Antes de que la pelota salga del ruck, Irlanda cubre casi todo el ancho de cancha con su línea defensiva y tiene por lo menos un jugador posicionado dentro de los espacios correspondientes entre las líneas de 15 – 5 metros de cada lado. Pero los hombres de verde conservan solo un defensor en el fondo de cancha, el full- back Jordan Larmour:

El problema para Larmour consiste en que Inglaterra posee dos posibles receptores de la pelota para continuar el juego, uno en cada lado del ruck (Ford a la izquierda y Farrell a la derecha), y que él como full back solo puede “pararse” frente a uno solo de ellos.

Apenas el número 9 Ben Youngs identifica que Larmour sigue a Ford, este se perfila hacia el lado contrario y patea la pelota de forma similar a como lo hizo Elliot Daly anteriormente. La patada no es cruzada hacia la línea de touch, es más bien paralela a esta y un poco hacia la derecha de los postes. A pesar de que Johny Sexton se sale de la línea defensiva y baja a cubrir el fondo de cancha, la pelota da un bote y se aleja permitiendo que Ford la recupere y anote el try. Los dos principales receptores de la pelota desde el ruck fueron los primeros en llegar nuevamente a esta después de la patada.

Pero eso no fue todo:

View it here

Cuando George Ford recibe la pelota desde el ruck, tiene la posibilidad de realizar una patada cruzada al wing Johny May, quien es probablemente el jugador ingles con mejor desempeñó en el juego aéreo. Sin embargo, Ford ejecuta una paralela a linea de touch y ligeramente a la derecha de los postes, la pelota nuevamente da un bote alejándose del defensor permitiendo que Elliot Daly anote el try

El factor común acá es que la idea de Irlanda de defender cubriendo todo el ancho de la cancha les ha jugado en contra. Larmour se encuentra abierto cubriendo a May e Inglaterra nuevamente utiliza a jugadores que generalmente serian conductores del juego recibiendo la pelota desde el ruck, como los primeros en llegar a esa pelota a ejercer presión.

Este es un plan muy bien pensado: Los conductores del juego son generalmente los más marcados y presionados por la defensa, por lo que hace mucho sentido el patear la pelota a las espaldas de los defensores enfocados en estos. En este momento los conductores pueden transformarse en los primeros en llegar a la pelota nuevamente.

_"The Rugby site is the only online coaching resource to offer a truly global perspective

Enter your email address to continue reading

We frequently post interesting articles and comment from our world class content providers so please provide us with your email address and we will notify you when new articles are available.

We'll also get in touch with various news and updates that we think will interest you. We promise to not spam, sell, or otherwise abuse your address (you can unsubscribe at any time).

See all TRS Español videos

Comments

comments powered by Disqus

Nick has worked as a rugby analyst and advisor to Graham Henry (1999-2002), Mike Ruddock (2004-2006) and latterly Stuart Lancaster (2011-2015). He also worked on the 2001 British & Irish Lions tour to Australia and produced his first rugby book with Graham Henry at the end of the tour. Since then, three more rugby books have followed, all of which of have either been nominated for, or won national sports book awards. The latest is a biography of Phil Larder, the first top Rugby League coach to successfully transfer over to Union. It is entitled “The Iron Curtain”. Nick has also written or contributed to four other books on literature and psychology. "He is currently writing articles for The Roar and The Rugby Site, and working as a strategy consultant to Stuart Lancaster and the Leinster coaching staff for their European matches."

Comments
Topic TRS Español
Applicable to Coaches   Players  

Related articles

Why Super Rugby Pacific was right to drop ‘Dupont’s Law’ from SRP 2024

Super Rugby Pacific have dumped World Rugby’s “Dupont’s Law” for their 2024 competition. As Nick Bishop details using the recent Scotland v France 6N’s match they have good reason to.

Why the driving lineout is here to stay as a prime attacking platform

The driving lineout is fast becoming the most creative source of offensive thinking in the professional game. Using the recent Ireland vs France 6N game for some seminal illustrations, Nick Bishop explains how the attacking potential has come about.

How to attack wide – the Toulouse way!

The best attacking teams in the current era never take the apparent space they are offered on the edge without checking, or switching inside first.

Why defences need to adjust quickly to early-phase strikes

Whatever the pattern of defence, every player needs to be on the same page in terms of their attitudes and adjustments. Or as Nick Bishop, using the recent Leicester vs Saracens Premiership, highlights teams can get repeatedly ‘stung’ from the same play.

How to create early attacking options from the “21”

If your charges can learn to run one play exceptionally well, you will force opponents to adjust to it – and that will create opportunities elsewhere.
As Nick Bishop evidences in Racing 92’s match against fellow Top 14 side Toulon.